Desde mi IPhone renuevo (dos en 5 días)

Postear desde el IPhone es novedoso para mí, todo un ejercicio con este teclado que se empeña en engordar mis dedos hasta convertirlos en butifarras de La Garriga. Pero no he encontrado plaza en el AVE de las 17:00 h y no encuentro distracción mas inocente que postrar desde el móvil. Mi experiencia ferroviaria de estos dos últimos días ha sido desastrosa y la remato con un par de horas de espera en Atocha rodeada de parados que encogen el alma y que me han dejado sin monedas.
Lo tengo claro, solo en caso de urgencia y para comentar fotos. Escribir en el IPhone es un suplicio

Entradas populares de este blog

#Learnability en la madurez. Aprender es el trabajo.

Contra el edadismo: Experiencia es libertad

#Madurescencia y nuevos ciclos laborales: por qué el edadismo debe desaparecer.