jueves, 23 de enero de 2014

La revolución madurescente: Agnitio, human dynamics (Senior Operantur)

"Me interesa el futuro porque es el sitio donde voy a pasar el resto de mi vida" Woody Allen

Agnitio Laura Rosillo
Es un sueño, es un deseo, es un proyecto, es una meta.

Voy dejando migas de pan digitales sobre lo que bulle en mi cabeza desde hace años: 

Si el flujo constante de información y conocimiento que provocan las redes sociales nos facilita la evolución hacia una sociedad más cooperativa, en la que el intercambio, el trueque, la ayuda mutua, la cocreación sean la moneda de cambio...¿por qué no dar el paso y cambiar nuestro micromundo?

Observo las grandes transformaciones que se están produciendo a ojos vista: la dolorosa y lenta reducción del trabajo asalariado, la proliferación de nuevos núcleos de convivencia que se suman al de la familia tradicional, la aparición de miles de pequeños negocios en internet simultánea al cierre de los pequeños comercios de barrio, la evolución desde el consumidor compulsivo hacia el prosumidor selectivo y participativo... en fin, ilusionada asisto a la lenta transformación de la vieja sociedad capitalista en algo que aún no tiene nombre.


A todo esto sumo mi momento vital, en plena reinvención madurescente, asistiendo sorprendida al envejecimiento de la población en mi país y aunque en el mundo el ciudadano medio es un hombre chino de 35 años, en Europa lo es una mujer de más de 45 y eso está cambiando las modas, los hábitos de consumo y las reglas del juego en el mundo del trabajo y la producción.

Lo malo es asistir a la transformación, estar en el ojo del huracán, porque los viejos regímenes mueren matando y eso duele.

A pesar del dolor comienza a brotar en mí la semilla de una comuna, una nueva tribu, donde convivir, cooperar y crear sinergías de ayuda mutua.


"El futuro pertenece a quienes creen en la belleza de sus sueños" Eleanor Roostvelt