domingo, 6 de mayo de 2012

Internet nos ha cambiado la vida: nuevos valores, tendencias emergentes 2

Una comunidad sabe mucho más que el más experto de sus miembros. Tom Peters




En la época de las tecnologías de la información comienza una nueva época para la empresa: la era de la conectividad y de la transparencia con ecosistemas y comunidades cada vez más independientes y responsables.


Las empresas deberán ir adoptando lentamente la mentalidad, herramientas y técnicas que los consumidores, sus clientes, ya están utilizando en sus comunicaciones y colaboración.


Esto aumentará la eficiencia, fomentará la innovación y ayudará a las empresas a crecer. Vamos hacia empresas altamente conectadas y sin fronteras.


La introducción de las redes y los sistemas electrónicos de comunicación están cambiando las relaciones en la empresa. Las organizaciones son ahora redes de personas y la información es más accesible que nunca. El correo electrónico se ha convertido en una rutina diaria como sistema de comunicación y archivo.


Las organizaciones actuales deben permitir la conexión de las personas (empleados, socios y clientes). Al utilizar herramientas sociales se incrementa el trabajo a distancia, y la necesidad de cocreación con los proveedores, socios e incluso competidores.


Frente a la circulación tradicional de la información en un entorno corporativo (intranet), se debe favorecer la comunicación informal de abajo a arriba y lateralmente y las comunidades se convierten en la unidad clave.


Las comunidades no sólo ahorran costos sino que mejoran el sistema de decisiones y la autonomía de los empleados.


En este momento la mayor parte de las organizaciones tienden a estructuras matriciales, de forma que cada empleado reporta a su jefe jerárquico y a su jefe funcional. Eso supone a menudo  duplicación de tareas, descenso de la productividad y cortocircuitos en los canales de comunicación.


La incorporación del prosumidor en la conversación de la organización hace que las relaciones cada vez estén más definidas por las interacciones entre individuos y grupos. Y los gerentes y responsables deben estar atentos  y escuchar y comunicarse con sus empleados. La fuerza de la organización inteligente es la combinación de conexiones, conocimientos y procesos.


Y es que hay que tener en cuenta que los individuos tenemos, gracias a Internet, más poder que nunca. Sólo hay que pensar que el 40% de los usuarios de Internet crean contenidos y que si bien la primavera árabe del 2011 no fue una revolución por Internet, sin Internet no se hubiera producido... 


(segunda parte de la ponencia sobre Nuevos valores y tendencias en Internet para ExpoElearning- Bogotá junio 2012)   CONTINUARÁ
(Datos extraídos de http://ascentlookout.atos.net)